jueves, marzo 22, 2007

Navarra, Sanz y la Corona


El pasado sábado se desarrolló una manifestación en las calles de Pamplona, con motivo de instar al Gobierno español, que no cediese ante el chantaje etarra y que no entregara Navarra para formar parte de Euskadi.

Esta manifestación fue convocada por el gobierno regional, puesto que ve indicios de que un pacto del PSN-PSOE y de Nafarroa Bai (a parte de apearle de sus despachos) en las próximas elecciones sea el inicio de la entrega de Navarra a los etarras y su desaparición como comunidad autónoma.

Estos miedos son totalmente infundados por las gentes de UPN, usados para manipular a sus ciudadanos y continuar en la senda de la crispación.

El presidente Zapatero y miembros de su gobierno y del PSOE, han reiterado en numerosas ocasiones que "Navarra no es negociable".

El PSN-PSOE ha hecho público un manifiesto de repulsa a esta hipotética fusión de Euskadi y Navarra, y ha declarado que en cualquier caso votaría negativamente a cualquier iniciativa de este tipo.

La manifestación del pasado sábado contó con una gran afluencia de ciudadanos navarros, así como también de madrileños, vascos....Pero sobretodo contó con la afluencia de la plana mayor del PP con Rajoy a la cabeza.

Miguel Sanz y su UPN (partido hermanado al PP), demostraron que él y su partido son unos títeres más del Partido Popular, puesto que los verdaderos protagonistas fueron los dirigentes populares.

Después de la manifestación del sábado, Miguel Sanz descansó unos días su periplo mediático, pero ayer estuvo en Madrid en unos desayunos informativos.

A este desayuno informativo que daba el mismo presidente de Navarra, volvió a acudir la plana mayor del PP (recalco que es un partido hermano, no el mismo partido).

Sanz dio un paso más en su paranoia de conspiración para arrebatarle Navarra a los navarros y a los españoles, y citó: "Estamos plenamente convencidos y yo doy fe de ello y permítanme que no me explaye más por razones obvias, de que la Corona y el Rey están plenamente comprometidos con el régimen foral y, en ningún caso, ni acepta ni aceptará cualquier veleidad que lo pueda poner en duda."

El presidente de Navarra no se ha debido de enterar de que la Corona está con la Constitución Española, y que no es parte ni comparte (públicamente) ninguna afiliación o afinidad política.

Miguel Sanz está llegando al límite de la paranoia conspirativa. Tal vez sea por ser presidente de un partido "hermano" (hermano es igual a sucursalista) al Partido Popular, donde las teorías conspirativas gustan mucho. O tal vez sea por que ve que en las próximas elecciones perderá su apreciado sillón.

Etiquetas: , ,

4 Comments:

Anonymous Jéssica said...

Y no es solamente que Zapatero diga que navarra no es negociable, no estamos hablando de la palabra de Zapatero (que a esta gente les podrá parecer más o menos fiable). Es que en la propia Constitución, disposición transitoria cuarta, queda bien claro que sólo se unificarán Navarra y Euskadi si los navarros quieren, porque tendrán que ser ellos quienes lo aprueben en referéndum, y después de que el Parlamento Navarro (elegido por los navarros, obviamente) vote también a favor.

Lo de la mani del sábado pasado fue una mani sin sentido, sin motivo alguno. Turismo de agitación.

5:09 p. m.  
Anonymous Fibergran said...

Quien escribe este blog?

Polanco?

8:45 p. m.  
Blogger La utopía said...

Quanta raó tens, només això, que a vegades amb poc crec que es diu molt

12:24 a. m.  
Blogger Daniel said...

Mal, mal, mal. Cuando se manifiestan miles de personas en contra del gobierno resulta que están manipulados o son la extrema derecha... Cuando se manifiestan por, para o a favor del gobierno, es el pueblo soberano que ha hablado.
Un poco de coherencia, Jona, y no taches de tontos (manipulados) a quienes no opinan como vosotros.
Está bien pedir autocrítica al PP, pero hay que predicar con el ejemplo.

Saludos.

4:43 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home